Construcción de una escala para evaluar la Salud Mental Positiva

Ma. Teresa Lluch Canut

Los orígenes de mi interés por la vertiente positiva de la salud se remontan a la época en que trabajaba como enfermera en un centro hospitalario. El contacto con muchos pacientes y sus formas de manejar el dolor, el sufrimiento y, en ocasiones, la muerte empezó a estimular mis reflexiones sobre la importancia de la actitud y el estilo de afrontamiento en la salud y en la enfermedad. Aprendí mucho de las grandes lecciones que me transmitieron algunos pacientes y, poco a poco, se fue gestando la motivación por entender los aspectos psicológicos positivos que intervienen en la forma que cada persona tiene de estar y de afrontar la vida.
Esto nos llevó a visitar personalmente a la Dra. Jahoda en 1992; quien quedó gratamente complacida de que hubiera personas interesadas por reanudar un trabajo que ella había dejado “archivado” en 1958, tras publicar la monografía Current concepts of positive mental health. En nuestra investigación realizamos un intento de operativizar dos de los criterios de Jahoda (1958) en la población infantil, a partir de los indicadores de las etapas de desarrollo psicosocial descritas por Erickson (Miguel, Lluch y Sabater, 1994).
La parte teórica está organizada en tres capítulos. En el primero describimos los orígenes y la evolución del término salud mental,  reflexionamos sobre las dificultades para definirlo y aportamos algunos datos epidemiológicos. En el capítulo dos desarrollamos el modelo de salud mental positiva formulado por Jahoda (1958) y comentamos algunos conceptos afines como: felicidad, optimismo, calidad de vida, prevención o promoción. Finalmente, en el tercer capítulo, presentamos un resumen de los sistemas clasificatorios y un breviario de los cuestionarios más utilizados para evaluar la salud mental.

Related posts

Top